Conociendo a los genios: Steve Wozniak, el confundador de Apple y creador del ordenador personal

Una persona casi tan importante como el propio Steve Jobs.

Steve Wozniak
Publicado por: Adrián Ruiz

Siguiente capítulo de nuestra serie de conociendo a los genios, hoy, turno de Steve Wozniak, la otra cara de la moneda de Apple junto a Steve Jobs, que ambos, juntos, fundaron en 1976. Wozniak es una de figuras más respetadas en el mundo de la tecnología junto a otros nombres como el de Dennis Ritchie o Adele Goldberg, y su aportación no es para menos insignificante.

Pero el peso de Jobs y una tragedia en su vida hicieron que la presencia de Wozniak en Apple fuera, en cierta manera, insuficientemente reconocida. Pese a ello hoy día Woz cuenta con el reconocimiento que se merece y su historia ha sido un pilar importante para el nacimiento y el éxito de la compañía de la manzana, casi tanto como el papel de Jobs en la misma.

Sin más, repasamos su historia.

El primer ordenador de éxito comercial

Stephen Gary Wozniak, coloquialmente conocido como Steve Wozniak, nació un 11 de agosto de 1950 en San José, California, y es uno de los ingenieros estadounidenses más respetados. Principalmente, es conocido por ser el confundador de Apple junto a Steve Jobs, y por ser la persona que diseñó el primer ordenador personal en ser un éxito comercial.

Steve Wozniak

Wozniak ya venía con raíces en la ingeniería, pues su padre era ingeniero eléctrico de la Lockheed Missiles and Space Company, ubicada Sunnyvale, zona que más tarde se convertiría en la Silicon Valley que hoy todos conocemos. Fue un estudiante precoz, con un don para las matemáticas y un gran interés por la electrónica, formaciones que estudió en la Universidad de Colorado durante tan solo año, hasta 1969, momento en que decidió abandonar sus estudios.

Regresó a California para asistir a un colegio comunitario y más adelante ingresó en la Universidad de California, hasta llegado el 1971. Aquel año Wozniak conoció a Steve Jobs y diseñó la Blue Box, un dispositivo para piratear redes telefónicas, que después se los vendían al resto de estudiantes. Aunque Wozniak y Jobs se conocieron en aquella época ambos fueron estudiantes de la misma escuela de secundaria. Entre tanto, fue deambulando por varias empresas pequeñas de electrónica en la bahía de San Francisco, hasta finalmente obtener un puesto en Hewlett-Packard, en 1975, tras retirarse nuevamente de la formación universitaria.

Blue Box
La Blue Box, diseñada y creada por Steve Wozniak, que junto a Steve Jobs vendía a otros estudiantes. Se encuentra expuesta en el Museo Histórico de Ordenadores

Pero Wozniak también estaba involucrado en otras cosas, especialmente el Homebrew Computer Club, un club de la bahía especializado en el montaje de microordenadores, concretamente, los Altair 8800, que se basaban en uno de los primeros microprocesadores de la historia: el Intel Corporation 8080. Mientras trabajaba como ingeniero en Hewlett-Packard, diseño por su cuenta un microordenador, usando un microprocesador completamente nuevo. Jobs, que también estaba dentro de Homebrew, le fascinó tanto el trabajo de Wozniak que decidió trabajar con él y formar juntos su propia empresa.

Relacionado: Una Apple estancada en la mediocridad

Y así fue como nació Apple Computer, una empresa que para su fundación fue necesario vender el coche de Jobs y una calculadora programable de Woz. Se establecieron en el garaje de la casa familiar Jobs donde estuvieron construyendo placas de circuitos y kits de ensamblado, hasta que finalmente decidieron crear su primer producto, en 1977: el Apple II. Este ordenador incluía un teclado integrado y soporte para monitores de color, combinando el talento para la ingeniería que poseía Wozniak con el talento para la estética de Jobs. Fue el primer ordenador personal que llamó la atención del público más allá de los aficionados a la tecnología, convirtiéndolo en un gran éxito. Años más tarde, en 1980, Apple entró en bolsa sobrepasando los mil millones de dólares, rompiendo un récord que hasta entonces no había logrado ninguna otra compañía. En un instante, Wozniak se convirtió en multimillonario.

Steve Wozniak junto a Steve Jobs de jóvenes
Steve Wozniak junto a Steve Jobs de jóvenes

Durante todos esos años Wozniak se encargó de diseñar componentes de hardware para sus ordenadores, como la Apple FileWare, una unidad de disquetes, u otros componentes relacionados con los sistemas operativos de Apple y sus aplicaciones de software. Aunque todo este trabajo se vio interrumpido en 1981 tras un accidente de avión que le dejó con amnesia disociativa, impidiéndole trabajar con normalidad y obligándole a tomarse un año sabático. Woz aprovechó la ocasión para volver a matricularse en Berkeley, bajo un seudónimo, y en 1982 volvió a Apple hasta finalmente abandonar la compañía en 1985, justo después de recibir la Medalla Nacional de Tecnología por parte de Ronald Reagan. Por otro lado obtuvo su licencia en ingeniería eléctrica e informática en 1987, y Apple acabó reconociendo toda la labor de su trabajo.

A lo largo de las siguientes décadas Wozniak se ha comprometido con causas filantrópicas, especialmente en la educación de los niños, y trabajó voluntariamente enseñando tecnología e informática a jóvenes de primaria. Y pese a estar retirado de Apple siempre se ha mantenido cercano al mundo de la informática, financiando y asesorando en proyectos de start-ups y como miembro de varias juntas directivas. En 2009 pasó a ser científico en jefe de Fusion IO, una empresa especializada en dispositivos de almacenamiento de alta capacidad en estado sólido. Tiempo después Fusion IO fue vendida a SanDisk, dejó la compañía y pasó a ser científico en jefe de Primary Data, hasta su cierre en 2018.

Para concluir, en 2006 publicó su autobiografía, ‘iWoz: de genio de la informática a icono de culto‘.

¡Síguenos!

Si te ha gustado el artículo síguenos para no perderte nuestras publicaciones:

Deja un comentario:

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *